Siempre hay una segunda oportunidad

Miraba las imágenes desoladoras de Chaitén y Futaleufú cubiertas bajo las cenizas. La furia del volcán decían los corresponsales, echando mano como solemos hacer los que trabajamos en el periodismo, a las frases hechas que nos meten en la cabeza las escuelas de la especialidad.

¿Qué furia? ¿Por qué debería estar enojado el volcán en cuestión?… es la vida nada más. Ocurre hace millones de años y seguirá sucediendo hasta que ya no estemos. La Tierra, nuestra casa, es así, funciona así, no se enoja.

Las personas desoladas ven la inminente muerte de sus animales, de sus humildes existencias, de sus sueños. Ven, en medio de las irritadas y tristes miradas como todo lo que pensaron ya no será más. Me desgarra particularmente el llanto de los viejos por sus mascotas. Sus perros, sus gatos, sus gallinas. Muchos de ellos se quedaron atrás, muchos de ellos hubieran preferido quedarse a morir con ellos, defendiendo lo poco y nada que les permite subsistir.

Si a mi me tocara enfrentar algo así creo que no podría vivir pensando en mi perro abandonado a sus suerte, de sólo pensarlo se me pone la piel de gallina. Que dolor más grande el que deben afrontar estos chilenos como todos nosotros, tremendo. Y acá en Santiago nos miramos al ombligo gastando millones en Transantiago, con los choferes de una línea en huelga y otros tantos trabajadores, de los que se tienen que sacar la cresta a diario una o dos horas en micro por un sueldo miserable muchas veces, caminando por las madrugadas de Chile tratando de llegar al trabajo para mantener la pega.

Pero la vida, maravillosa, plena, todopoderosa, siempre da segundas oportunidades. Tu lo sabes bien. Si, tu.

Sobre las cenizas impregnadas en el lodo que dejó hace unos años el Volcán Hudson florecieron pastos verdes, flores silvestres, ilusiones nuevas. Volvieron nuevos ganados y otras gentes, las mismas gentes, a seguir viviendo a la espera de otros cientos de años en paz tectónica.

Donde hubo llanto se albergan esperanzas. Eso siempre ocurre, lo confirma el día a día.

La mujer que ayer lloraba amargamente sobre la cama, angustiada, abatida, pensando que le habían cagado la vida vuelve a sonreir con esperanza en hacer sus sueños realidad. Con la certeza de que se merece algo mejor.

El hombre que se sentía preso en su propio ser, cansado, abatido, deseando no estar más en ese lugar vuelve a respirar con profunda satisfacción el aire renovado de lo que sea que se cuela por su ventana: el amor, la risa, la esperanza, un trabajo.

¿Han visto esas flores que se aferran a las rocas y crecen brillantes en sus colores?, esa es la esperanza eterna de que siempre, siempre, hay un mejor momento esperando por ti en algún lugar del mundo.

Edo

Anuncios

~ por fuentesilva en mayo 6, 2008.

10 comentarios to “Siempre hay una segunda oportunidad”

  1. Toda la razon, no podia estar mas de acuerdo con tus palabras. Dios quiera que la gente que tuvo que abandonar todo lo que tienen, lo que consiguieron con una vida de esfuerzo, puedan salir adelante y que tengan por sobre todas las cosas, esperanza y fe.

  2. Estimado Eduardo: estoy totalmente de acuerdo contigo al respecto, y me llena de impotencia el hecho de saber que es la misma gente de siempre la que sigue (seguimos) sufriendo, mirando el tiempo pasar y viendo sus vidas consumirse por hacer patria en los lugares mas remotos de nuestro país, aquellos lugares que las autoridades recuerdan sólo cuando aparecen en algún ranking internacional por su hermosura o, tristemente, en situaciones como éstas, donde vemos a una comunidad entera abandonando sus sueños, sus ideales, su vida, ya que si bien ellos parten, un trozo de su vida se queda en aquellas tierras.
    Espero (tratando de no ser ingenuo) que la situaciónde de Chaitén sirva para que el gobierno tome las medidas pertinentes “ahora” y que nunca olvide que Santiago no es Chile.

  3. Entiendo muy bien el sentido profundo de tus palabras. ¿Te acuerdas de algunos de mis post referidos precisamente a eso? Me alegra profundamente darme cuenta que la vida les está dando segundas oportunidades. Se lo merecen. Aprovéchenla. No cometan los errores que antes cometieron. Y sobre todo, vivan. Un abrazo.

  4. Discrepo contigo al hablar de “segunda oportunidad”, a mi me parece que la segunda (y a veces la tercera o cuarta) son “mejores oportunidades”, sí porque la vida nos permite partir de cero, pero con más experiencia, con más camino recorrido, conociéndonos mejor, sabiendo, por lo vivido, cuáles son los errores que no debemos volver a cometer. Sin duda que desde ese punto de partida, todo debiera ser mejor que lo anterior. Ah, pero ojo, que depende de nosotros también, ponerle empeño, nunca dejar de tratar, ver lo bueno en los que nos rodean, valorar lo que tenemos y dar gracias por ello. Y así, simplemente vivir. Gracias a Dios por esas “mejores oportunidades” y por los que parten de cero como si fuera la primera vez.

    Un beso

  5. Toda la razón, Bauerle. Qué importa si es segunda, tercera o cuarta oportunidades, la vida siempre ofrece nuevas oportunidades. Lo importante es salir a buscarlas, encontrarlas, aprovecharlas y, por sobre todo, saber cuidarlas. Tenemos que aprender a “re-setearnos” y a partir de cero con las mismas ganas, con la misma ilusión y con la misma alegría de la primera vez, pero con la experiencia y el conocimiento que los golpes y caídas ya nos han dado.

  6. Hace unos días, aquejada por mis propios problemas, miré al cielo y pregunté en voz alta ¿por qué me pasan estas cosas? Mi prima Anita, que a veces suele ser muy sabia me dijo: “mejor pregúntate ‘para qué’ piensa que lo que estás viviendo es PARA algo, no una consecuencia de algo”. Muchos -sino todos- de quienes están sufriendo allá en mi Región de Los Lagos, dejando sus hogares, sus sueños deben estar haciéndose la misma pregunta ¿por qué?, tal vez vean esta expresión de la naturaleza como una especie de castigo divino… y tal vez no sea más que el momento preciso y necesario para hacer grandes cambios y tener una vida mejor. Tal vez sea la única forma en que nos podamos dar cuenta de lo que tenemos, una vida, una familia, y que reaccionemos y las disfrutemos y seamos felices por lo que somos y no por cuántos animales completan nuestro ganado, cuántos metros cuadrados tiene mi casa, o tener la última versión del último chiche tecnológico.

    Es muy triste su situación, sufro cuando veo las imágenes en los noticieros, una compañera de universidad es de Futaleufú y el gran amor de mi vida adolescente vivía en Palena, entre Chaitén y Futaleufú. Me pregunto qué será de ellos ¿estarán a salvo?

    Es terrible, y yo aquí en Santiago sin saber qué hacer. ¿Podré hacer algo?

  7. Para muchos NO hay segunda oportunidad.
    Para las mascotas de esa gente NO hay una segunda oportunidad.
    Para el ganado que el gobierno decía que iba a ayudar y hoy vimos cómo aún no es capaz de lograrlo, NO hay una segunda oportunidad.
    Para ese abuelo que lo único que quería era morir en paz y ahora lo hará fuera del único lugar que deseaba descansar en paz, NO hay segunda oportunidad.
    Para esa señora que tuvo que dejar a su perro en el muelle, NO hay una segunda oportunidad de tenerlo otra vez entre sus brazos.
    Es bonito verle el lado positivo a las cosas, pero tambpoco se trata de andar tapando los dark, esos que duelen y que a esa gente la tienen destrozada.
    Yo grito y lloro sobre este computador especialmente por las mascotas. NADIE piensa en ellas. Hoy en una carta de El Mercurio (al director) un veterinario decía que podríamos dar el ejemplo como país y que estamos a tiempo de demostrar que podríamos ayudar a las mascotas de esa gente, que son parte de su familia.
    Para todos esos perritos y gatitos NO hay una segunda oportunidad.
    Demás está decir que las mascotas, para muchos, son los únicos seres vivos que le han sido fiel al hombre…Yo, sin mi perrro y mi gata, no me voy. Me muero con ellos. Nadie tiene derecho a hacer esto. Tengo pena, rabia, no sé qué hacer, cómo ayudar…. una mierda la naturaleza inclemente. Que NO da la segunda oportunidad.

  8. Gracias por tus palabras, me hicieron el efecto de un aire renovado colándose por la ventana.
    Yip!, me acaba de cambiar el ánimo. Gracias de nuevo

  9. Por lo menos Lindorfo (sebastian Gimenez) ya esta en viaje a chaiten con un grupo de otros lindorfos veterinarios, para tratar de rescatar lo que mas puedan a todos esos animalitos mas fieles que la cresta. que no les importa que sus amos los hayan dejado, por que si ellos viven estaran sin ningun rencor al lado de sus dueños.
    que lindo son los animales y que bueno que alguien aunque por el raiting se preocupe de esos seres tan indefensos. ojala que PLATELMINTO pueda aportar un grano de arena a esta tarea tan reconfortante como es ayudar.
    saludos a (E) y (A)
    chente

  10. EN EL LUGAR QUE ESTEMOS SIEMPRE EXISTIRA UNA ESPERANZA Y ESOS ANIMALITOS ESTARAN PROTEGIDOS PORQUE SON ANGELITOS QUE NOS ENVIAN A CUIDARNOS, ELLOS NUNCA GUARDARAN RENCOR A SU AMOS QUE LOS DEJARON ABANDONADOS POR A O B RAZONES, NUESTRAS MASCOTAS SON LOS SERES MAS FIELES QUE PODAMOS TENER OJALA LA GENTE PUDIERA SER COMO ELLOS SIN RENCOR, RESENTIMIENTO EL MUNDO SERIA MUCHO MEJOR HAY QUE SER AGRADECIDO DE LA VIDA A PESAR DE SUS VISICITUDES, SE AGRADECE QUE EXISTAN PERSONAS COMO EL MINURRY DE SEBASTIAN Y CIA. PARA IR AL RESCATE DE NUESTROS ANIMALITOS,
    UN SALUDITO PARA TI DUDU.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: