Edwars Bar

edo_243.jpg

edo_241.jpg

Este era el frontis del negocio que por 13 años estuvo en la Alameda Manso Velasco 12, en Curicó.

Se trataba de un bar pequeño, de amigos que buscan saciar la sed o la pena al paso, sentados en unos largos pisos o en unas angostas butacas. En este lugar vivió mi padre durante todos estos años. Compartiendo y conversando con el visitante que esperaba el bus, con el parroquiano que quisiera acompañarlo con el dominó o la escoba.

Recuerdo hace largos años, en esas gratas tardes de verano, cuando el insolente calor se aburría de hacernos sufrir, haber estado sentado en este lugar mirando el pasar de los vehículos, al movimiento lento y armónico de los arboles inmensos de la Alameda, conversando con mi papá a la espera de los clientes a los que muchas veces me tocó atender tras la barra.

Durante el fin de semana terminé de sacar lo que había que sacar. Limpiar los rincones, pelear con las arañas que no se resignaban con el cierre. Luchar también con esa sensación amarga de saber que junto con el bajar de la cortina estás cerrando un capítulo que tuvo momentos dulces y otros amargos.

No soy una persona apegada a las cosas materiales, pero ver la Alameda incólume desde dentro del bar, sentir el olor característico de los licores, mezclados con la tradicional y rica chicha, el rechinar de las puertas traseras, el olor húmedo de la bodega y el campanilleo de las botellas me dio una profunda pena.

De esta forma se acabó Edwars Bar, nombre que nació no de la pretención de un padre y su hijo con el mismo nombre, sino del chiste que significaba ese nombre para el que sería nuestro público… el que nos premió saludando al negocio con un divertido Gueas Bar. Fonéticamente similar, humorísticamente más cercano, más real.

Un abrazo

Edo

Anuncios

~ por fuentesilva en octubre 29, 2007.

5 comentarios to “Edwars Bar”

  1. Creo que este es un post relamente hermoso… . Yo amo a mi viejo pero tb peleo con´èl. Tu post me ayuda a saber que un dia no estarà màs. gracias y ànimo, yo creo que eres muy valiente.

  2. Recuerdo haber pasado mas de alguna vez por afuera de Edwars Bar y siempre pensando que algun día podria entrar, lamentablemente ya no podre ir solo seguir pasando por afuera y mirar con pena.

    Nuevamente te doy ánimo compadre y talvez puedas tu abrir en honor de tu padre el Bar.

    Saludos desde Curicó

  3. *Ahora si va donde debía ir* #

    Edo, el link para comentar en el post de hoy (Edwards Bar) está raro, así que lo hago por acá y después lo pegaré donde corresponde. Así son las despedidas ¿no? Pasando por más o menos lo mismo, por circunstancias diferentes, con protagonistas distintos, cacho que talvez sentimos un poco lo mismo… na que hacerle… así es la vida. Cuando mi padre se fue pal otro lado, alguien a quien quiero más de lo que debería, me dijo: acéptalo, tu padre murió. ¿Sabes que nadie me había dicho eso y fue como un rayo? Porque ya habían pasado varias semanas y mi pena estaba ahí, acechándome pero sin aparecer del todo. En mi caso, el pecado de desidia me pasó la cuenta de una forma que no imaginas… aún no hago mi duelo, que me espera como la muerte, implacable e inapelable. Talvez mi padre me perdonó hace rato, mucho antes de su muerte, talvez antes de que yo le perdonara a él su propia desidia, que no justificaba la mía. En fin… las despedidas son siempre tristes, siempre. Y quiero pensar que si existe el más allá (que espero sea mejor que el más acá), la gente a la que hemos despedido, y a la que aún no, tienen más empatía que la que mostramos nosotros. Un abrazo.

    Sabina said this on Octubre 29, 2007 en 7:01 am

  4. Gracias amigo Damphir.

  5. Estimado Edu, gran relato para el cierre de Edwards Bar. No tengo dudas de que aquel lugar debe ser de muy buenos y bonitos recuerdos…no solo para ti sino que para muchos contertulios que se dieron cita con una cantidad de “razones o motivaciones” las cuales finalmente eran solo excusas para entrar a tan celebre lugar. No tengo el placer de conocerte personalmente, solo soy uno más de mcuhos que te ven por TV o te escuchamos por radio, pero siento que los principios y valores entregados por tus padres te han permitido ser la persona que eres.
    Bendiciones y saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: